ESTÁ PASANDO

El alcalde de Panguipulli, Rodrigo Valdivia, ordenó el desalojo de un contingente de Fuerzas Especiales de Carabineros  que pernoctaba al interior de la escuela Claudia Arrau, en dicha comuna.

A través del director del área educacional, el alcalde solicitó la salida del grupo, argumentado que estos llegaron a la zona a reprimir, en el marco de una manifestación desarrollada por un grupo de comuneros en la ruta que une Ñancul con el desagüe Riñihue.

Este establecimiento no podrá ser destinado ahora ni nunca para que Fuerzas Especiales  de Carabineros (GOPE) puedan alojarse en nuestros establecimientos educacionales,  por consiguiente no albergaremos nunca a funcionarios de Carabineros que repriman a los panguipullenses, que tiene todo el derecho a manifestarse pacíficamente tal como ha sido el caso de las comunidades del sector Desagüe de Riñihue, Ñancul”, expresó las redes sociales del municipio.

No obstante, el mismo alcalde había autorizado previamente el uso de este recinto educativo para que militares y carabineros puedan  controlar las medidas sanitarias por la pandemia en la zona.

Desde la Prefectura de Carabineros y fuera de micrófono explicaron que no se trató de una ocupación, que el contingente contaba con los permisos para utilizar el espacio y que cuando se solicitó la salida, ellos se retiraron.

También señalaron  que el grupo llegó a la comuna debido a las denuncias de vecinos del sector Ñancul,  por la movilización que realizaban  comunidades mapuche con toma de la ruta y que impedían el normal desplazamiento por dicha vía.

Según el reporte de la institución, la movilización dejó arboles cortados y un puente destruido, arreglos y despeje que debieron realizar los mismos funcionarios de Carabineros y de Vialidad.

 

By José Aedo

Administrador