ESTÁ PASANDO

Leo Messi responderá tras la filtración de su oneroso contrato –gana 32.000 sueldos mínimos por mes– con una querella contra el medio que publicó la noticia (“Mundo Deportivo” de España), pero no contra dirigentes de su club, FC Barcelona, como se había informado preliminarmente.

“Su entorno niega que, por el momento, vaya a proceder también contra las cinco personas que eran depositarias de su contrato en el club, tal y como dijo RAC-1“, informa Diario As (con sede en Madrid).

RAC-1 es una radio catalana parte del mismo consorcio de “Mundo Deportivo” (Grupo Godo de Barcelona).

Los dirigentes apuntados son: Josep Maria Bartomeu (expresidente), Jordi Mestre (exvicepresidente deportivo) y los actuales funcionarios Óscar Grau (CEO FC Barcelona), Román Gómez Puntí (responsable jurídico) y Carles Tusquets (presidente Junta Gestora).

Aquellos cinco eran las únicos que tenían la capacidad de obtener toda la información del contrato de Messi. “Es rotundamente falso que yo haya filtrado el contrato”, dijo Bartomeu, el principal sospechoso. “Messi no arruina al Barca”, agregó Mestre.

Crédito foto: Instagram.com/leomessi/