ESTÁ PASANDO

Ítalo Parietti, jefe de la unidad USAR de Bomberos de Concepción y quien encabeza el grupo especializado de búsqueda del niño de tres años Tomás Bravo, pidió no dificultar el proceso con noticias falsas o pistas erradas surgidas en Facebook o Twitter.

“Hago un llamado a que las personas no crean todo lo que aparece en redes sociales. El domingo llegó un grupo de unas 19 o 20 personas, en 15 autos, hasta el puesto de mando. Se habían enterado por Facebook de que una vidente sostenía que el niño estaba en una zona de cascada y pozones que está a un kilómetro. Andaban acelerados y llevaban un machete para defenderse de un puma que, dicen, está en la zona”, contó Parietti al diario LUN.

“Las personas partieron igual. Es un terreno peligroso y sin una buena cobertura de teléfono, si alguno se accidenta”, añadió.

“Las redes sociales pueden ser maliciosas. Estas acciones no ayudan en nada e incluso perjudican porque si les pasa algo, desviarían nuestra atención”, insistió.

Tomás lleva extraviado seis días en Biobío. Las líneas investigativas no descartan la intervención de terceros.