Página 14

A fondo con científico valdiviano que encontró anticuerpo al Covid: Revela los secretos de su trabajo y dice que “no existen políticas públicas entorno a la ciencia en Chile”

En entrevista con Página14, conversamos con Alejandro Rojas, investigador de la Universidad Austral de Chile y que está involucrado en los estudios de los anticuerpos de las Alpacas como tratamiento contra el covid-19.

¿Cómo surgió la idea de investigar los anticuerpos de las alpacas?

Esto parte hace ya varios años atrás en Egipto, cuando un profesor le saca sangre a un camello y se lo lleva a Bélgica. Y en Bélgica empiezan a estudiar cómo es que funciona el sistema inmune de los camellos.

Resulta que lo que ellos descubren es que camellos tienen un sistema inmunología distinto al ser humano, es un sistema que es simple, y eso genera que uno pueda extraer la información genética del sistema inmune de los camellos y transformarlos en medicamentos que se puedan producir de forma artificial, afuera del camello en un laboratorio.

Y resulta que los camellos son parientes de las alpacas, y las alpacas los guanacos y las llamas comparten esta propiedad. Un sistema inmune simple.

Todo esto nace de un camello…

Nace de la investigación de sistema inmune de los camellos en Bélgica, y de ahí ellos crearon una empresa que la vendieron el 2018.

Ellos la vendieron en 3.900 millones de dólares, o sea es una tecnología my innova y de muy alto valor, que hoy día se está posicionando en el mundo justamente a razón del coronavirus y los brotes epidémicos.

En el camino fue clave la colaboración con la Universidad de Queensland de Australia. ¿Cómo se han generado esos vínculos con otros científicos del mundo?

En general nosotros hemos estado trabajando con alrededor de 10 laboratorios de diferentes partes del mundo. Somos financiados por la Coalición Coreana de Enfermedades Infecciosas, ellos aportan plata a los proyectos.

También trabajamos con la Universidad de Hannover en Alemania, la de Gutenberg, de Copenhagen en Dinamarca, Queensland en Australia, algunas empresas.

Tenemos una cantidad de colaboraciones impresionante.

Ahora particularmente la de Queensland ha sido muy fructífera. Esta nace cuando los contacto para ver si a ellos les interesaría trabajar conmigo en términos de desarrollar anticuerpos, cuando ellos se adjudicaron un proyecto muy grande por cerca de 20 millones de dólares.

En ese momento no les interesó, dijeron que no gracias. Después de eso, nosotros sacamos una pre publicación, eso significa que enviamos un artículo que quedó expuesta a revisión por pares, no estaba revisado ni aceptado solo disponible mientras se generaba la revisión.

Y ahí cuando ellos vieron nuestros resultados, me vuelven a llamar y que estaban interesados en trabajar con nosotros y quieren establecer una colaboración. Y ahí nos pusimos a trabajar más en conjunto, firmamos acuerdo y estamos trabajando mucho más allá del coronavirus, en el ebola, en zika, en todos los virus malos de este planeta.

Todo esto con la base en el tema de las alpacas..

Claro, todo esto se centra en los anticuerpos de las alpacas, que son más fáciles de producir, más estables, neutralizan, hacen un montón de maravillas.

Y claramente no es muy fácil para otros investigadores acceder a este tipo de tecnología.

Usted señaló hace unos meses que estaban en un proyecto quijotesco. Que el Gobierno no los tomaba en cuenta. Ahora un laboratorio alemán los apoyará pero no el Gobierno. ¿Sigue pensando lo mismo?

Mira es difícil hacer una distinción cuando se habla de Gobierno. En realidad los que no nos han apoyado son el Gobierno Central, estamos hablando del Ministerio de Ciencias, la Presidencia, ellos no nos han apoyado absolutamente en nada.

Ahora el Gobierno Regional, representado por los Cores, el Intendente e incluso la Municipalidad, todos ellos han sido un aliado en este desarrollo. De hecho esta plataforma nace, no con el coronavirus sino el 2016 a través de un Fondo de Innovación para la Competitividad, en el fondo del gobierno regional.

Yo les presenté el 2016, que se llamó Creación de una Plataforma para la Lucha contra Virus Emergentes, estamos hablando cuando nadie sabia de virus emergentes, mis papás no hablaban de PCR ni sabían lo que era. Estamos hablando de 4 años atrás.

Entonces ellos toman el desafío, les interesó porque uno de los focos tenía que ver con el desarrollo del virus hanta, entonces eso pareciera ser un problema suficiente para llamar la atención de gobierno regional.

Como ellos visualizaron el problema local, en ese contexto impulsa esta iniciativa pero era una cosa más amplia por si llegaba un virus emergente.

En eso hemos estado trabajando, hemos fortalecido mucho la capacidad de producción, la generación de anticuerpos, los protocolos hemos hecho un montón de patentes, tenemos patentado muchos de estos desarrollos.

Cuento corto, aparece un virus emergente contagioso, estamos conectados con los coreanos de forma muy eficiente, y nos llaman de Corea y nos dicen que en realidad China cerró y que este es un virus emergente que va a generar una pandemia. Esto en enero del año pasado.

Y también nos ponen a disposición nuestro presupuesto para poder hacer frente a esto, dijeron bueno hagamos lo que podamos como coalición y con eso nosotros partimos hacer anticuerpos contra el virus SavCor-2. Eso estamos hablando de enero, nosotros recibimos la parte de afuera del virus en marzo, y empezamos la inmunización.

Hicimos una vacuna, inmunizamos a la alpaca, es siempre una vacuna una cosa que no replicativa y no le hace daño al animal. Y a las tres semanas la alpaca había reaccionado súper bien.

Entonces sacamos la muestra de genes, que nos sirve a nosotros para aislar los anticuerpos, y en mayo ya sabíamos que teníamos 30 anticuerpos que se unían al coronavirus y teníamos una muy buena posibilidad que fuera neutralizante.

Y de ahí en adelante hemos seguido avanzando, y logramos demostrar que no era solamente una unión, sino que se une de forma muy fuerte y además es neutralizante, y uno de los más poderosos anticuerpos en neutralizar el SaVCor-2.

Y seguimos trabajando ahora con las variantes, y así ha sido la historia. Y entre medio patalear y tratar que el ministerio de Ciencia nos escuche y nos vean como una posibilidad de implementar una terapia en Chile, pero para el ministerio sobre todo para este ministro, es súper difícil entender que no estamos haciendo una mejora de los tomates. No ven la diferencia entre un proyecto de investigación y uno que intenta generar una solución para la pandemia.

¿Lo han intentado pero no les han dado el tiempo de mostrarlo?

Mira la única vez que nos recibió el ministro de ciencia fue a través de la ley del lobby, nos dio una audiencia. Pero una audiencia con el ministro es hay el va de alguna forma como rey, porque él va a escucharte, nosotros le proponemos la propuesta y él dice sí la verdad es que me parece que está malo, que está bien y chao.

Pero no hay una discusión nada, él escucha porque está obligado a hacerlo por ley de transparencia pero sería.

Fuera de eso, hemos estado intentando generar una apertura a través de la Cámara de Diputados. Logramos que la Cámara de Diputados en su conjunto votara por unanimidad a apoyar e desarrollo terapéutico de este anticuerpo, pero ellos no tienen plata.

Entonces lo que hicieron fue intuir al Presidente de la República y a los ministerio que apoyaran este proyecto, y se demoran con veinte mil cartas que no se puede no, no existe el instrumento, y al final postula a CORFO.

No existe instrumentos, no hay voluntad política, y eso nos ha tenido muy entrampados. Porque hemos podido avanzar de forma muy lenta en algo que podría haber salvado muchas vidas a estas alturas.

Han podido avanzar en estudios, pero de ahí a algo más concreto es donde se han visto entrampados…

Claro, por ejemplo esto de la aplaca, una vez que nos traen el gen, yo lo saco y logro hacer los anticuerpos en bacterias o células humanas o en levadura.

Y esto envía reactores, o sea que podemos sacarlo y producirlo de forma ilimitada dentro de una máquina que parece un fermentador que tienen una cervecería.

No es que hace más de un año que sacamos la muestra de sangre de la alpaca, se fue a pastar y nosotros nos quedamos con sus genes.

Entonces, desde ahí en adelante hemos avanzado mucho porque hemos logrado determinar el mecanismo por a través el cual funciona este anticuerpo, hemos visto que neutraliza la variante brasileña, sudafricana, la británica, hemos logrado ahora estamos construyendo la andina y logramos aislar la delta, neutral para poder evaluar el anticuerpo.

Estamos desarrollando desafío en ratones, aplicando el anticuerpo, infestando con el coronavirus en Estados Unidos, o al revés tratándolos con el anticuerpo y viendo si el anticuerpo protege contra la infección de coronavirus.

Y así, estamos haciendo un montón de cosas, pero nuestro objetivo final va más allá de una investigación. Nosotros queremos que este anticuerpo poder producirlo en calidad inyectable, y poder tratar las personas que lleguen al hospital.

¿Esto es para tratar gente ya infectada?

Esto es una terapia, entones la terapia funciona cuando la persona está infectada con el coronavirus y le inyectas el anticuerpo.

Por ejemplo la función de las vacunas es poder estimularte a ti para que tu produzcas anticuerpos, y si te topas con el virus puedas pelear contra él. Ahora si te infectaste y no tienes suficientes anticuerpos, va a demorar un tiempo para poder hacerle frente al coronavirus, y entre tanto vas a sufrir daños porque el virus va a empezar a replicarse e invadir tu cuerpo.

Lo que nosotros postulamos es que podemos producir estos anticuerpos de forma industrial, entonces llega una persona al hospital con coronavirus, y en el momento que llega se le aplica la terapia.

Entonces lo que hacemos es que le levantamos la cantidad de anticuerpos en la circulación, y le damos la posibilidad de luchar contra el virus de forma directa y automático. O sea la persona se hace en ese momento competente para luchar contra el virus.

De los laboratorios que nos comentaste, de no poder hacer los ensayos en Chile ¿Se podría hacer de forma externa?

Sí estamos trabajando con diferentes países, con Brasil por ejemplo ellos tienen capacidad de producción, y estamos trabajando en una alianza para que ellos logren producir los anticuerpos de forma terapéutica.

Con India también estamos intentando conseguir recursos para implementar una fase crítica, justamente porque ellos tienen muchos casos, una problemática muy grande.

Y hemos postulado a diferentes fondos, en Europa por ejemplo, pero no nos ha ido bien porque siempre vamos atrasados.

Nos faltó siempre un impulso inicial para poder avanzar al nivel que avanzaron y se desarrollaron otro tipo de terapias paralelas. Ahora lo interesante, es que muchas de estas terapias que llegaron a ver la luz el año pasado, hoy día dejaron de funcionar por la existencia de las variantes.

Mientras nuestro anticuerpo todavía sigue siendo un poderoso neutralizante de todas las que hemos probado. Falta la Delta, la Gamma, que son las más preocupantes.

La Delta también es más nueva… 

Es más nueva pero la lograron aislar en Australia, porque hubo un brote hace dos semanas atrás, entonces con eso pudimos tomarla y expandirla.

Y ahora hay que probar que sea efectivamente homogénea, y con eso seguir con los ensayos de neutralización.

¿Seguirán insistiendo con el Ministerio de Ciencia, Salud, especialmente ahora con la llegada de la variante Delta?

Claro, pero fíjate que le hemos estado diciendo al Gobierno que va a llegar el virus, y no nos pescaron. Llegó el virus y ahora con las variantes tampoco nos pescan.

Y ahora con la delta no nos van a pescar. Es un gobierno que va de salida, y es difícil que vean realmente la necesidad a estas alturas. Yo creo que ya, cuando veo al ministro, imagino para el que es políticamente incorrecto apoyar una iniciativa ahora que no apoyo hace un año y medio.

Yo no me imagino que vaya a meterse las manos al bolsillo, entonces a través de la Cámara de Diputados , a través de fondos, estamos viendo tratando de contar con apoyo de privados. Haciéndolas todas, mil opciones y tratando de desarrollar esto a como de lugar.

¿Cómo es hacer ciencia en Chile?

Mira en Chile tenemos cosas interesante porque la gente es muy motivada, y tiene esta mentalidad media isleña entonces para cualquier persona como los chilenos que tenemos eso de ser super jugados en general.

Los estudiantes son jugados, mucha gente que se va al extranjero y vuelve con muchas capacidades integradas.

Entonces desde el punto de vista de la capacidad humana es muy positivo y es rico, desde el punto de vista de la experiencia técnica es pésima.

Tenemos infraestructura que se caen a pedazos, todo hay que hacerlo desde cero y eso es en todo el país, quizás en las Universidades grandes quizás no tanto.

Hace poco leía que claramente se transfiere parte del costo del desarrollo de ciencia se transfiere a las Universidades. No es que vengan con fondos para contratar gente de forma formal, o establecer dineros para pagar los costos de tener un laboratorio de primera línea, siempre es muy difícil desde el punto de vista estructural y hay que hacer malabares para tener un laboratorio competitivo a flote.

Mucho se habla de la Ciencia y la Tecnología. ¿Hay espacio e interés en el país para desarrollarla?

En el año de la ciencia, la era de la ciencia y tecnología hoy día tienen inversiones internacionales. La biotecnología en Alemania está construido con mucha fuerza.

Este año se generó un proyecto que en 10 años, en Argentina, va a generar un 1% de inversión del PIB en ciencia y tecnología, entonces es realmente, un tremendo avance.

Y en Chile el ministro lo ha logrado doblarle la mano al gobierno, si es que tiene interés.

Está viendo el apoyo de la gente en invertir en temas científico, y no se ha logrado aumentar en nada el porcentaje del PIB en Ciencia y Tecnología, al revés se cortó un 0,02%. Ha sido un año nefasto como país, y a pesar de que fue ahora que contamos justamente con un ministerio de ciencia, que no está posicionando la ciencia en el año de la ciencia.

Tengo mis serias dudas de haber apoyado la creación del ministerio, porque a los científicos nos ha jugado muy en contra.

¿Qué hace falta o porqué está esta falta de apoyo en la ciencia?

Yo creo que aquí hay un problema de visualizar a la ciencia como un gasto, eso es lo que pasa. El Gobierno visualiza a la ciencia como gasto.

No hay un como lo llamen a ello, políticas públicas, que son lo que ellos estiman una planificación que va a generar un beneficio de forma directa o indirecta en el tiempo. Eso no existe hoy día en chile, no existen políticas publicas en ciencia, las ven como un gasto.

Entonces lo que hay que hacer ahí es un trabajo de vincular la ciencia con la matriz productiva, con el conocimiento y de aportar a la ciencia de forma directa.

El 2003 tenía un foco muy instrumentalista, es como ciencia sinónimo de desarrollo, y el desarrollo es una consecuencia de la ciencia. No es directo, no por invertir en algo de forma directa vas a encontrar una solución, sino que hay que invertir también en cosas no tienen utilidad, porque eso es lo que sientan las bases para proyectar cosas buenas.

Ahí es donde falla el ministerio, entonces falta madurez, quizás entender como funcionan esto en países desarrollados, copiar otros modelos en vez de ponerse creativos y gastar dinero justamente, en esa estructura pero dineros de verdad.

Hace poco el ministerio creó una condición que se llamaba Adjudicados sin financiamiento, que eran proyectos de investigación más importantes, los FONDECYT, que iban todos los investigadores que no les alcanzaba el presupuesto pero están catalogados de excelente.

Iban a salir en una lista que no se llamaba lista de espera, sino adjudicados sin financiamiento, con la idea que los privados, los gobierno regionales pudiesen aportar a estos proyectos que estaban adjudicados pero no tienen financiamiento, pero los destrozaron.

La comunidad científica fue, qué tipo de burla es esta. Por qué el ministerio tiene que exponer esta problemática en vez de solucionarlo a través de la gestión de recursos.

Por que si ellos reconocen que un proyecto debiera estar adjudicado, deberían estar ellos peleando los fondos no estar exponiendo a los investigadores para que salgan a pelear por sus proyectos adjudicados que no están financiados.

Esto complica que Chile pueda avanzar y justificar por qué tenemos un ministerio de Ciencia…

Claro, el 2016-2017 había una paz o equilibrio sin coronavirus ni crisis tan evidente, o no era una crisis política tan evidente, entonces la creación de un ministerio de ciencia iba a tener un rol más secundario.

Justamente vincular la ciencia, tener ese agente. Pero hoy día, en medio de la crisis, tenemos un ministerio de ciencia que está tomando la vocería de la Ciencia en un momento donde hay una pandemia.

Entones resulta acumula el poder científico a través de la personalidad de un ministro, y lo que nosotros no podemos olvidar es que el ministro es un empleado del Presidente.

Entonces al final terminamos teniendo a una persona que transmite un mensaje, pero es un mensaje político con esa tribuna de ser un ministro de ciencia. No está libre de una ordenanza que viene desde el Gobierno, al fin la de instrumentaliza esta persona que ostenta el cargo de ministro.

Y eso nosotros no lo veíamos. El ministro de Ciencia representa al Gobierno y no a los científicos.

Esto es una conversación que han tenido en reiteradas ocasiones con otros pares…

Hace poco, va a salir pronto, el presidente de la Cámara de Diputados llamó a toda la sociedad científica a formar una mesa de trabajo para proponerle al Presidente cómo gastar los 2.000 millones de dólares que anunció en la cuenta pública.

Y llevamos a cabo eso, se convocó a la gente y trabajamos dos semanas en generar este proyecto, junto a otros, la gente no te imaginas es increíble.

Todas las personas de las sociedades médicas, que no son escuchados por el ministerio de salud, toman las decisiones a puerta cerrada, ellos decían muchas gracias por acoger nuestras demandas, por escucharnos y escuchar cuales son las necesidades de los sectores a través de las organizaciones médicas.

Y uno se da cuenta que no estamos siendo escuchados como especialista, como comunidad. La decisión la están tomando muy a puerta cerrada, y eso ha generado reticencia también porque hay muchas cosas importante que no están puestas sobre la mesa.

Ahora el problema es que la Cámara de Diputados levanto este informe y trabajo, pero correo paralelo a lo que propuso el presidente, entonces no tenemos claridad si esto va a llegar a buen puerto o es solamente un ejercicio político, un gallito entre la Cámara de Diputados y  el Presidente, y quedamos nosotros ahí al medio.

Y desde el Senado ¿Se han manifestado?

Mira lo estamos haciendo a través de la Cámara de Diputados, pero hemos tenido contacto con senadores, incluso la senadora de la región Ena Von Baer le contamos lo que se trataba, hizo lagunas gestiones, peor ha quedado en nada.

La Cámara de Diputados y el Senado no tienen poder económico, sólo pueden aprobar cosas que sea un gasto.